NEURO ARQUITECTURA
Arquitectura de la mente


Inicio

Artículos

Videos

Quienes somos

Contacto

La arquitectura como disciplina milenaria (si bien en sus comienzos no se denominaba así ers simplemente construcción y arte) ha sido consecuente con el progreso, la expansión (o contracción) y el apego a la cultura imperante en la época en la que se desarrolló cada estilo de arquitectura.
En los comienzos de los diseños o construcciones de viviendas, en la Edad de Piedra cuando el hombre componía con ramas, hojas y adobe, un cobijo para dormir, cuando las cavernas estaban lejos de los lugares de caza y pesca. En ese entonces, está claro que no se llamaba arquitectura a la acción de construir un simple refugio, ni existía el concepto extenso y complejo en la mente del hombre, tal como se conoce hoy en día. Los temas de arquitectura como hoy los conocemos no eran tratados de la misma manra en la Antigüedad.

A partir de aquí podemos decir que lo que hoy conocemos como arquitectura, se constituye a partir de un concepto mental, una idea abstracta que comienza a cobrar forma poco a poco dependiendo de las necesidades de supervivencia de la especie.
Por esto consideramos que la neuro arquitectura es el entendimiento de la arquitectura en general como un proceso evolutivo mental que fue de utilidad para desarrollar en entorno cultural, social y económico y de la humanidad a lo largo de los siglos.
Tanto arquitectura y la construcción deben ser concebidas como marcos conceptuales para desarrollar edificaciones a fin de suplir las necesidades de supervivencia y más adelante, de adoración a los dioses y demostración de poder y privilegios del hombre.
Con esta línea teórica apreciamos que la arquitectura se ha ido moldeando primero en la mente de los hombres para luego formar parte del mundo físico.
En el período donde se desarrolló el estilo barroco, la arquitectura sirvió como instrumento a fin de expresar el poderío de la aristocracia y el clero.

 

NeuroArquitectura 2013 - Todos los derechos reservados - www.neuroarquitectura.net